encabezado

Potenciemos el Aprendizaje de Nuestros Hijos a través de la Alimentación

Fecha de publicación: 2016-06-22, Por Paola Rivera Torres - Psicopedagoga - Sucursal Santiago Centro - Centro de Terapia del Comportamiento

Durante el último tiempo el Trastorno de Déficit de Atención (TDAH) ha causado gran interés por médicos, terapeutas, profesores y padres de niños que presentan este Síndrome.

Debido al creciente interés en el tema, han surgido estudios que develan factores que podrían propiciar la aparición de dichos síntomas o bien contrarrestar sus efectos, uno de estos factores, que nos plantea el tema que abordaremos en este artículo, es la Alimentación en niños con TDAH.

¿Cómo pueden llegar a influir los alimentos que nuestros hijos consumen con el Trastorno de déficit de atención? ¿Existen alimentos que deban evitar los niños para un mejor control de este síndrome? ¿Existen sugerencias de alimentación para niños con TDAH? Vamos por parte:

Si bien el factor de riesgo más importante para la aparición de TDAH es el genético, se ha encontrado que componentes ambientales, como el tipo de dieta y los aditivos de los alimentos, la contaminación por plomo, los problemas relacionados con el hábito de fumar de la madre durante la gestación, el alcoholismo materno, las complicaciones del parto, bajo peso al nacer y prematuridad, influyen en su aparición.

En resumen el TDAH se origina en tres factores:

-Factores ligados al desarrollo del sistema nervioso central (neurobiológicos).
-Alteraciones de la forma del sistema nervioso central (neuroanatómicas).
-Alteraciones con respecto a cómo se trasmite la información por las vías nerviosas (disfunciones de los sistemas de neurotransmisión).

Factores como la herencia y/o las dificultades en el embarazo y/o nacimiento pueden influir en el origen. Sin embargo, otros factores, como alimentación, ingesta de aditivos químicos como colorantes y preservantes, o el estrés, NO constituyen causas del Trastorno, pero SÍ pueden influir en su aparición.

Todo en cuanto contribuya a que nuestros niños superen sus dificultades de Aprendizaje, ayuda. Por lo tanto, siempre es bueno evaluar todas las alternativas necesarias antes de decidir que tratamiento seguir. Es por este motivo, que planteamos este tema, debido a que se ha observado que niños que han sido medicados por años, logran a través de terapia y otros factores como cambios en su dieta y estilo de vida, cambios muy importantes para seguir avanzando en su TDAH.

En primer lugar se debe poner atención y revisar si el niño está comiendo en forma equilibrada o no. Acá destacamos nuestro primer punto; Se observa que los niños que consumen altas cantidades de azúcares y grasas (en vez de vitaminas) en su desayuno, son más propensos a manifestar TDAH. Contribuiría mejor en el rendimiento del niño consumir, por ejemplo, jugo de frutas por las mañanas, para optimizar su rendimiento escolar. Si agregamos proteínas además, estaremos reduciendo ansiedad y mejorando concentración.

No se trata de frenar el consumo de grasas por completo, sino de cambiar el tipo de grasa que ellos consumen. Las grasas de origen animal se podrían reemplazar por grasas ricas en Omega 3, que se encuentran en las verduras, pescados y semilla de chia. Cabe destacar que los pescados de agua fría (atún, sardinas, anchoas, trucha, salmón) contienen mayor cantidad de omega 3.

Los aceites de origen vegetal son vital importancia en la dieta de un niño con TDAH. Es así como el aceite de oliva, la palta, y consumir al menos un huevo al día es muy recomendable.

El consumo de PROTEÍNAS se hace fundamental. Incluir al menos una proteína en cada comida, como legumbres, queso, huevo, carnes, pollo y frutos secos (atención con las nueces, contribuyen muy positivamente, se sugiere como snack en colaciones).

Si a estas recomendaciones, se agrega actividad física regular, estaremos contribuyendo a mejorar el bienestar general del niño y también reducir síntomas de TDAH.

Por último este cambio en alimentación no es una dieta de eliminación, por lo tanto, no se sugiere eliminar radicalmente algún alimento en particular, sin embargo, si se observa que algún alimento mantiene al niño más activo de lo habitual, se sugiere limitar su consumo. Como dato, se ha observado que el consumo de aditivos, azúcar y cafeína, empeora los síntomas del TDAH.

Como última recomendación, SIEMPRE converse con su médico antes de incorporar cambios en la dieta de los niños.

No se pierde nada, sólo se gana!:




 
Providencia (casa matriz)

Alfredo Barros Errázuriz 1953 - Oficina 403
Metro Estación Pedro de Valdivia
Providencia, Santiago - Chile
Teléfono: 22 411 73 73 | E-mail: centro@terapia.cl



Ver Boletas Electrónicas

Santiago Centro

San Antonio 385 Of. 901 - Santiago Centro
Metro Estación Plaza de Armas
Santiago Centro - Chile
Teléfono: 22 420 19 00 | E-mail: centrosantiago@terapia.cl

Viña del Mar

Avenida Valparaiso 585 Of. 801 - Edificio Plenocentro
Metro Estación Viña del Mar
Viña del Mar - Chile
Teléfono: 32 246 51 20 | E-mail: centrovina@terapia.cl

 

  Neurologia adulto | Neurologia infantil | Terapia familiar | Terapia de parejas | Terapia ocupacional | Deficit atencional | Deficit atencional en adultos | Nutricionista santiago | Nutricionista valparaiso | Psicologia valparaiso | Psicologos infantiles  
  CETEC © 2012 | Todos los derechos reservados - Admin