encabezado

Nuestros hijos en internet

Fecha de publicación: 2012-07-23, Por Jorge Raña Gaite - Psicólogo - Director Centro de Terapia del Comportamiento

La tecnología ha crecido y sigue creciendo a pasos agigantados. Nos ha facilitado muchas cosas: lo que antes era tan difícil lo conseguimos ahora con un solo “clic”, y podemos comunicarnos y recibir respuesta inmediata de los confines mas lejanos.
Lamentablemente esto también ha incrementado la necesidad de “controlar” más a nuestros hijos.
Miles de jóvenes y niños se conectan a Internet desde diferentes lugares, desde su casa, la escuela o la casa de un amigo… muchos de ellos se ven también con algún tipo de aparato móvil que les permite conectarse desde cualquier lugar, y nos enfrentamos a una realidad que muchas veces no queremos ver ni aceptar: que ellos los jóvenes muchas veces se manejan mejor que nosotros en el mundo cibernético y hasta saben mantener oculto de nosotros los padres lo que hacen en Internet.

¿Deberíamos preocuparnos?


Sí, sin embargo pienso que no debíamos desesperarnos. En cuanto al manejo de Internet se refiere y la experiencia de nuestros hijos en el mismo, creo que nosotros los padres podríamos compararnos con alumnos de primaria, mientras ellos van saliendo de la universidad.
Aun así, creo que no necesitamos ser expertos en la materia para familiarizarnos con el mismo, para proteger a nuestros hijos.
Hasta no hace mucho, los padres ponían la computadora en un lugar visible, para estar seguros de poder ver con quien navegaban en el Internet.
O para evitar que los chicos sintieran la tentación de ir a “lugares prohibidos” en Internet.
Sin embargo nos podemos dar cuanta que hoy en día existen los medios inalámbricos y los jóvenes hacen uso incluso de teléfonos portátiles que les permite ponerse en línea desde cualquier lugar.
A todo esto podemos agregar que hay bibliotecas públicas, la escuela y tantas excusas que los jóvenes pueden usar, para escapar de la vigilancia paterna.

¿Debemos entonces ser más vigilantes?

Sí, es necesario que los niños y jóvenes estén conscientes de los peligros que esto puede representar. Se ha sabido por ejemplo de niños y jóvenes que se encuentran haciendo una tarea de escuela o teniendo una conversación inocente y salta la propaganda, muchas veces de sitios pornográficos, con gráficas que son por demás ofensivas.
Podríamos hablar desde mensajes no deseados, que muchas veces le piden al usuario información personal, y muchas veces esos usuarios son inocentes niños que podría provocar robo de identidad.
Sabemos que en el mundo cibernético, podemos encontrarnos con individuos sin escrúpulos, la incidencia de crímenes de diferente tipo ha ido en aumento en los últimos tiempos.
En una encuesta realizada en una escuela, se determino que jóvenes entre 8 y 16 años, confesaron haberse encontrado con más de un tipo de pornografía, muchas veces haciendo tareas escolares.
Está también la existencia de las salas de Chat, atraen fácilmente a jóvenes y adultos para “relacionarse” con gente que son totalmente desconocidos, pero comparten o creen que comparten intereses y aficiones comunes.
Y sí, muchas veces personas con malas intenciones frecuentan esos lugares con la idea de conocer jóvenes e invitarlos a encuentros sexuales con argucias, mentiras y promesas.
Muchos jóvenes de ambos sexos han sido engañados y se han aventurado a encontrarse con depredadores, por supuesto a espaldas de sus padres.

¿Que podemos hacer los padres?

Sabemos que no podemos vigilarlos las 24 horas del día, en muchos hogares ambos padres deben trabajar para proveer las necesidades del diario vivir. No se trata de “prohibir” a su hijo de las cosas de uso común, podemos poner por ejemplo; una máquina difícil y peligrosa de manejar, no podemos dejar que un niño pequeño la maneje, pero sí podemos enseñarle a manejarla con cuidado.
Creo que lo mismo se aplica a Internet, proteger a nuestros hijos es nuestra obligación, y no es una tarea fácil. Si se habla de los peligros de Internet es más difícil aún: la modernización de la tecnología es muy útil, eso no lo podemos negar, pero también encierra peligros que muchas veces pueden dejar marcas imborrables para el resto de nuestra vida.


Si crees que tu hijo tiene una dependencia al internet, si no hace las cosas que debería por que tiene una ciber dependencia, puedes ayudarlo con nuestros especialistas en estos temas.

Centro de Terapia del Comportamiento
Santiago - Viña del Mar




 
Providencia (casa matriz)

Alfredo Barros Errázuriz 1953 - Oficina 403
Metro Estación Pedro de Valdivia
Providencia, Santiago - Chile
Teléfono: 22 411 73 73 | E-mail: centro@terapia.cl



Ver Boletas Electrónicas

Santiago Centro

San Antonio 385 Of. 901 - Santiago Centro
Metro Estación Plaza de Armas
Santiago Centro - Chile
Teléfono: 22 420 19 00 | E-mail: centrosantiago@terapia.cl

Viña del Mar

Avenida Valparaiso 585 Of. 801 - Edificio Plenocentro
Metro Estación Viña del Mar
Viña del Mar - Chile
Teléfono: 32 246 51 20 | E-mail: centrovina@terapia.cl

 

  Centro de Salud Mental | Psicologos Santiago | Psicologos Providencia | Psicologia Valparaiso | Psicologia Viña del Mar | Psicologos Infantiles | Neurologia Adulto | Neurologia Infantil | Terapia Familiar | Terapia de Parejas | Terapia Ocupacional| Deficit Atencional | Deficit Atencional en Adultos | Nutricionista Santiago | Nutricionista Valparaiso |  
  CETEC © 2012 | Todos los derechos reservados - Admin